Mi mascota es un tigre

tigre-mascota-en-familia

Mi mascota es un tigre

Una familia brasileña decidió incluir a un tigre mascota como nuevo miembro de su hogar, para salvarlo de vivir en el circo.

Loros, escorpiones o serpientes ya no son las mascotas más transgresoras. Al menos no para esta familia, que decidió compartir casa con un ‘gato’ un tanto grande… ¡un tigre!

Sí, habéis leído bien. Esta familia comparte casa, piscina y jardín con un tigre mascota.  O mejor dicho…. ¡con siete! Y parece que no les va mal.

Como se ve en las imágenes de Barcroft Tv, unos de los tigres juega con los niños como un gatito y se sube a la cama como si se tratara de un siamés. Lo que no sabemos es qué piensa el tigre de todo esto. Aunque teniendo en cuenta que hace ocho años lo adoptaron para salvarlo de seguir viviendo en un circo, puede que su vida haya mejorado.

“Nunca he tenido miedo de que mis hijas convivan con estos animales”, comenta Ary, el padre, que añade: “tienes que mostrar a los tigres respeto y amor para poder llegar hasta ellos”.

Por su parte, Uyara, su hija mayor, ha llegado a dar el biberón y cuidar a los pequeños tigres desde que eran crías. “Creo que por eso su instinto está dormido”, opina. Las chicas de la casa han establecido unos vínculos muy fuerte con los tigres, especialmente Nayara, la hija mediana, a quien le encanta bañarse en la piscina con Tom, su tigre predilecto.

El marido de Uyara en cambio no se muestra muy convencido con esta convivencia con un tigre mascota y sus crías. “Creo que esta interacción con los tigres es muy peligrosa”, dice preocupado al ver a su bebé a lomos del felino.

 

¿Qué os parece lo que ha hecho esta familia? Si pudierais adoptar a un animal de un circo para salvarlo de su vida allí, ¿lo llevaríais a vuestra casa o de vuelta a su entorno?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.